.

.

16/6/2009

El IAPH inicia la restauración de una pintura del círculo de Leonardo da Vinci

.
La consejera ante la tabla, en un momento de la presentación a los medios de la noticia de la intervención
Foto: IAPH

La consejera de Cultura de la Junta de Andalucía, Rosa Torres, ha informado hoy sobre el inicio por parte del Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico (IAPH) de la restauración de la pintura La Virgen con el Niño, San Sebastián y San Roque, obra maestra del Renacimiento italiano. La tabla pictórica, de excepcional calidad, se adscribe al círculo más directo de Leonardo da Vinci, en concreto al pintor milanés Bernardino Scapi, llamado Bernardino Luini (ca. 1480-1532).

Los estudios de la tabla de Luini llevados a cabo hasta el momento por el IAPH han puesto de manifiesto su mal estado de conservación y califican su situación actual de alarmante. En la pieza se aprecian grietas y pérdidas de pintura considerables, que hacen necesaria una intervención que se prolongará en los talleres del Instituto en su sede del Monasterio de la Cartuja de Sevilla durante casi doce meses.

La obra, de 84,5 x 73,5 cm., procede de la parroquia de Santa María de la Mesa de Utrera (Sevilla), localidad en la que se conserva al menos desde 1679, según datos documentales. Se trata de una de las piezas más importantes entre las restauradas por el Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico en sus ya veinte años de trayectoria en materia de conservación-restauración de bienes culturales.

Fechada en torno a 1521, Virgen con el Niño, San Sebastián y San Roque destaca por el refinamiento en el modelado de las figuras y por el delicado juego de luces y sombras, en clara asimilación con el lenguaje de Leonardo da Vinci.

Desde el IAPH se ha explicado que Bernardino Luini es conocido especialmente por sus figuras femeninas, llenas de belleza y gracia, con ojos ligeramente estrábicos, llamados luinescos. Asimismo, se ha destacado la presencia de obras del pintor en los principales centros museográficos del mundo, como el Museo del Prado, el Louvre de París, la National Gallery de Londres o el Hermitage de San Petersburgo, "lo que da una idea de la categoría y el reconocimiento que ha alcanzado este artista".
m

1 comentario:

J. C. dijo...

Así se cuidan los bienes eclesiásticos, que son patrimonio cultural de todos los ciudadanos. Esta tabla debería perder la custodia de sus propietarios y pasar a la tutela de la Junta de Andalucía.