.

.

10 oct. 2012

S.O.S Encina Milenaria | Javier Flores - Juan Cantizzani



TRIBUNA ABIERTA
Fotografías de Inma Villa y Javier Flores

Javier Flores-Juan Cantizzani / para Ars Operandi 



SOS es la señal de socorro más utilizada internacionalmente, adoptada en Berlín en 1906. En principio las letras SOS no tienen ningún significado asociado y se escogió esta representación debido a que podía ser radiada fácilmente en código Morse como una sucesión de tres puntos, tres rayas y tres puntos; y debido a su simpleza era improbable que se perdiera o malinterpretara pese a las interferencias.

Partiendo de esta señal como concepto, el artista visual Javier Flores ha realizado una intervención con registros de campo de  Juan Cantizzani  con la intención de manifestar la situación de deterioro que sufre la Encina Milenaria de Llanos de Don Juan (Rute, provincia de Córdoba), declarada Monumento Natural por la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía. La Encina padece una impresionante fractura de unos 3 m de longitud en una de sus ramas principales, así como una enfermedad en las hojas que ha provocado la fuerte caída de las mismas. Todo ello ha sido puesto en conocimiento de las autoridades medioambientales, sin que hasta la fecha haya habido una respuesta o acción de las mismas.

La intervención pretende, más allá de lo artístico, dar a conocer el disminuido estado de salud de este verdadero prodigio de la naturaleza, uno de los símbolos principales de las Sierras Subbéticas, exigiendo mediante esta señal SOS la atención que este ser único y excepcional requiere por parte de los técnicos de medio ambiente, reclamando se diagnostiquen los deterioros producidos y se acometan labores para sanarla.


Fotografías de Inma Villa y Javier Flores

En su intervención, Javier Flores utiliza como material gráfico la gran cantidad de hojas secas que se han desprendido del árbol, y como soporte el propio suelo bajo el árbol. Auxiliado exclusivamente de un rastrillo y sus manos, fue acumulando durante el transcurso de una hora, varios cientos de kilos de hojarasca que formaban las tres letras SOS de manera que el hueco de la letra O rodeara el tronco de la Encina. Se trata de una intervención visual efímera, que no altera ninguno de los elementos naturales del entorno, de manera totalmente reversible. Con el transcurso del tiempo, las letras se van desdibujando por la acción del viento y la lluvia, así como por la caída de más hoja, hasta desaparecer reintegrándose en la apariencia habitual del entorno. 

Por su parte, Juan Cantizzani elabora una pieza sonora con registros de campo, empleando simultáneamente varios micrófonos aéreos y de contacto, registrando diversos planos sonoros generados por la intervención y eventos del entorno. Muestras procedentes de la actividad interna del árbol en sus ramas, raíces y grietas, rasgado y vibración del rastrillo sobre el suelo, disparos de cazadores, aves, insectos… además de la incorporación de varios comentarios del autor de la intervención Javier Flores. De este modo, la pieza pretende trasladar y extender la dimensión visual de la intervención mediante los diversos planos y eventos acústicos registrados.




Bookmark and Share

2 comentarios:

Paco Muñoz dijo...

Encomiable acción para quitarse el sombrero.
"Rendir tributo a uno de los signos de la Subbética, la encina", en este caso milenaria.
Dicen que el significado del SOS es en inglés Save Ours Souls (Salvad nuestras Almas), luego se le dan muchos significados, como pudiera ser Solicito Oportuno Socorro, que puede servir en este caso, pero utilizando el inglés podríamos decir: SAVE OURS SUBBÉTICA.
Enhorabuena.

Harkonnen dijo...

El ingenuismo en pantalón corto y en domingo por la tarde resulta aun mas insoportable y patético. que alguien le de un hervor al mundillo del arte cordobés, rápido!!!