.

.
.

14 dic. 2015

La imagen como error. Ira Lombardía en Combo

I see the darkness, instalación de Ira lombardía en CoMbo. Foto: Ars Operandi
Redacción / Ars Operandi

Coincidiendo con la inauguración de su exposición en Córdoba, Ira Lombardía concluía la huelga visual que la llevó a estar 1275 días sin difundir imágenes a través de su página web. Abrumada por el alto grado de saturación icónica al que nos aboca la sociedad de la comunicación, la huelga constituía para Ira, además de una acción artística, un "acto de rebeldía". "Hay tantas imágenes que ya prácticamente no tienen valor, tantas que son demasiadas, que pierden su fuerza, su significado, tantas que no se dejan respirar, ahogándolo todo, absolutamente todo", explicaba a la par que reclamaba un modelo sostenible en la producción de imágenes, una ecología que, lejos de reincidir en la elaboración de nuevas imágenes, apueste por dotar de nuevos significados a todo el magma icónico ya existente. Pero esta renuncia a seguir alimentando la red con nuevas imágenes no supuso obligatoriamente la interrupción de su producción artística. "No necesito producir imágenes para pensar sobre imágenes". Fruto de esta labor de investigación sobre la teoría fotográfica en la era postinternet es la Beca UCO-La Fragua de fotografía que Ira Lombardía consiguió en 2015 con el proyecto I see the darkness y que presenta en estos días en CoMbo.

Interpretation Issues, serie fotográfica de Ira lombardía en CoMbo. Foto: Ars Operandi
El final de la lógica del índice, es el resultado del interés de la artista por esclarecer las relaciones entre la imagen digital, el carácter indiciario de la fotografía y su relación con el arte en la actualidad. Tomando como punto de partida el estudio del texto de Rossalind Krauss, Notas sobre el índice, Ira Lombardía propone un recorrido por una serie de obras que comparten procesos y naturaleza. Procesualmente todas las piezas surgen de archivos generados por la cámara que incorporan los teléfonos móviles y formalmente las tres obras denotan errores visuales: la fotografía o el vídeo no es capaz de registrar de forma adecuada el referente que estaba allí. Esta imposibilidad técnica del dispositivo desemboca en paisajes como el de I see the darkness, una instalación construida a partir de una fotografía nocturna del cielo de Asturias. Las limitaciones técnicas del sensor convierten el cielo estrellado en mero ruido digital, una imagen en la que no existe indicio alguno del referente y que recuerda a las composiciones del expresionismo abstracto. El error visual y el guiño a la tradición del arte contemporáneo también están presentes en Interpretation Issues, serie en la que la artista intenta fotografiar páginas de catálogos de Dan Flavin en la biblioteca del Museo Reina Sofía. La iluminación de la sala de lectura arroja una serie de reflejos a las imágenes que, a la vez que interfieren su legibilidad, añaden una vuelta más de tuerca a la obra del escultor de la luz fluorescente. Y en Nothing is what it is, otra falla técnica,  en este caso un problema derivado de la fluctuante temperatura de color de las lámparas fluorescentes, convierte una grabación realizada en Leroy Merlin en una escena dominada por los parpadeos y cambios involuntarios de color.

Nothing is what it is, obra en video de Ira lombardía en CoMbo. Foto: Ars Operandi
Más allá de lo amateur y lo fallido, apuntan desde Combo, "todas las imágenes se aproximan y referencian corrientes artísticas como el minimal o el arte abstracto, lo que ha permitido elaborar un discurso que nos aproxima al arte y su relación con la fotografía y como ésta interfiere y mediatiza nuestras experiencias tanto estéticas, como vitales. Así, todos estos archivos fallidos, nos ofrecen una segunda lectura y más allá de ser imágenes disfuncionales, si estamos dispuestos a leerlas y reflexionar sobre ellas, veremos como son capaces, desde sus limitaciones, de cuestionar la lógica del índice y nos permiten disfrutar de valores simbólicos, de significados que están más allá de los signos, de sentidos que se escapan de los referentes, de imágenes ilegibles". I see the darkness es la cuarta entrega de la beca de fotografía que auspician la Universidad de Córdoba y la residencia de artistas La Fragua de Belalcázar. Las anteriores ediciones recayeron en la artista belga Stephanie Roland, la alemana Nathalie Mohadjer y el alicantino Angel Masip.

El final de la lógica del índice. Ira Lombardía
IV Beca UCO-La Fragua
CoMbo

No hay comentarios: